Mugre calor que hace, ya eso les pasó a los blanquillos